Buscar este blog

domingo, 29 de enero de 2017

UNIGEEP rechaza y repudia las viles acciones que se han tomado contra Asotraemtelco

El pasado 26 de enero del año que corre, fueron notificados casi 180 trabajadores dedicados a la venta y comercialización del gas domiciliario de EPM y vinculados de EMTELCO, que sus contratos de trabajo, los cuales son por OBRA LABOR, habían llegado a su terminación, debido a que EPM entregó la actividad de venta y comercialización del gas a otra tercerizadora, MANPOWER y que algunos de ellos tratarían de ser reubicados en esta empresa.  

La propietaria de Emtelco, es una sociedad denominada Telco SAS, perteneciente a las Empresas Públicas de Medellín EPM E.S.P y la multinacional Millicom, última esta a la que hemos denunciado ampliamente por el infame y descarado saqueo que hace en la actualidad de nuestra UNE EPM TELECOMUNICACIONES S.A., patrimonio de todos los Medellinenses, bajo la mirada cómplice de las autoridades municipales, entes de control y Concejo de Medellín, los que nada han hecho por impedirlo.

EMTELCO tiene más de 12 mil personas vinculadas, de las cuales cerca de la tercera parte están contratadas a través de otras empresas temporales, es decir, esta empresa busca empresas que tercerizan servicios para que le provea personal, el que a su vez Emtelco terceriza entre sus empresas clientes, ingeniosa manera de esquilmar derechos laborales tanto individuales como colectivos del personal contratado.

En el año 2014, un grupo de trabajadores de EMTELCO, muchos de ellos con más de 10 años continuos de dedicación a la comercialización y venta del servicio de gas domiciliario que suministra EPM, vinculados desde siempre a través de empresas tercerizadoras, tuvieron la valentía de conformar la organización sindical denominada ASOCIACIÓN DE TRABAJADORES DE EMTELCO -ASOTRAEMTELCO, con el objetivo principal de defender y reivindicar sus derechos laborales y hacer contrapeso a los continuos y permanentes atropellos de esta empresa con los trabajadores a su servicio. Desde ese momento el asedio y la soterrada persecución sindical a los promotores y afiliados al sindicato ha sido incesante.  

Para mediados del año 2016, un Tribunal de Arbitramento conformado para dirimir el conflicto colectivo de trabajo originado en la presentación del primer pliego de peticiones de la organización sindical a su empleadora EMTELCO S.A.S., profirió el respectivo laudo, al cual EMTELCO le interpuso recurso de anulación total alegando la inconveniencia económica para la empresa, recurso que fuera resuelto por la Sala Laboral de la Corte Suprema de Justicia de manera favorable a ASOTRAEMTELCO.

Los diez miembros de la Junta Directiva de ASOTRAEMTELCO y los dos integrantes de la Comisión Estatutaria de Reclamos también fueron notificados en igual forma por LINA PATRICIA FRANCO MEJIA, Coordinadora de Relaciones Laborales de EMTELCO, advirtiéndoles que a partir del 01 de febrero solo les reconocerían como remuneración el salario el mínimo legal, sin el pago de las comisiones y beneficios por ventas, mientras se iniciaba y tramitaba ante las autoridades judiciales los respectivos procesos jurídicos de LEVANTAMIENTO DE FUERO SINDICAL a cada uno de los 12 directivos de ASOTRAEMTELCO, que autorizaran la terminación de sus contratos .

Condenable y execrable la manera de acabar con una organización sindical, abstraerse al cumplimiento del Laudo Arbitral proferido y seguir dándole garrote a los miles de trabajadores al servicio de esta nefasta empresa que promueve la deslaborización y precarización del trabajo en nuestro país, abusa de la necesidad de empleo de muchas personas con contratos de discutible legalidad, violando flagrantemente  convenios internacionales y postulados constitucionales de carácter fundamental y de obligatorio cumplimiento, como es el derecho al trabajo en condiciones dignas y justas, el derecho de asociación sindical y la negociación colectiva.


Se hace necesario aclarar que la firma MANPOWER, con domicilio en los Estados Unidos, es una entidad especializada en tercerizar y despojar labores misionales de distintas empresas en el mundo. De ahí que tenga unos nexos muy estrechos con la defraudadora del patrimonio público y violadora de derechos laborales MILLICOM. MANPOWER es la que tiene bajo su cargo, con unos salarios miserables, la gran mayoría de los trabajadores de TIGO.

Esta estrategia de despedir los trabajadores de Asotraemtelco, entre ellos su Junta Directiva, es una jugada calculada, en la que está claramente comprometida Empresas Públicas de Medellín, con su bien cuestionado Gerente General, en el afán de acabar con el sindicato. Demostrando con ello, que tanto al Señor Alcalde de la Ciudad, como a la administración de EPM, les interesa muy poco la paz laboral y la armonía ciudadana, al generar con esta medida una potencial violencia, con el desempleo creado.

UNIGEEP rechaza y repudia las viles acciones que se han tomado contra Asotraemtelco, porque son medidas que atentan contra el derecho de asociación y el derecho fundamental al trabajo, y buscan terminar una organización sindical que lo único que pretende, desde sus inicios, es llevarles a todos sus afiliados y demás trabajadores unas conquistas muy tangibles, loables y plausibles, en sus cortos años de lucha y de confrontación con Emtelco, entidad que goza de un desprestigio general, al ser una de las cinco peores empresas para trabajar en Colombia. Nuestra más sincera solidaridad, para con nuestros compañeros y Directivos de Asotraemtelco.


Junta Directiva
UNIGEEP 



Para publicar o ver comentarios haga clic en “comentarios” en la parte inferior de éste artículo

No hay comentarios: